DIARIO DE UN TRIGLOBERO

jueves, 16 de septiembre de 2010

Soy un yonqui de las zapas de correr

Esta semana tras el Tri de Chiclana me tomé el lunes a "la bartola" , ni descanso activo ni leches, nada de nada; la pasada semana tras el Tri de Rota si que salí a rodar 1/2 horita como descanso activo. El martes  salí a rodar parando el crono con 53' de carrera en progresión a un ritmo de 5'25'' para finalizar los últimos 2 kms por debajo de 5', anotando casi 10 kms.
El miércoles tocó musculación en el gimnasio centrándome especialmente en realizan 3 series de 20 repeticiones con pesos "razonables" para tonificar tanto el tren superior como el inferior, ejercicios de cuadriceps, isquios, sentadillas y gemelos en la espaldera para luego meter en el tren superior espalda, pectorales y biceps finalizando con unas 100 repeticiones de abdominales y 50 de lumbares, tras esto sesión de estiramientos y unos largos en la  pisicina para descargar un poco.
Hoy jueves he salido sin rumbo determinado y con la única intención de meterle kilómetros a las patas. Sali de casa dirección Hipercor para luego subir la Avenida, tomar dirección Chapin, una vuelta a la pradera hípica, encuentro con mi amigo David Montero que andaba por alli rodando y otra vuelta a Chapín con él, me despido y tiro para casa cruzando el Parque Gonzalez Hontoria, al llegar a Monte Alto giro en Mª Auxiliadora para coger por la paralela a la Nacional IV y en ese punto viendo que llevo poco mas de una hora corriendo, decido darle otra vuelta a Montealto para ampliar el kilometraje, llegada a casa y fin del entreno, el crono marca 1h 16' y casi 14 kms, Esther no se queja de mi espantá para correr, los niños acostados, entrenamiento realizado y ganaron los buenos, ¿Qué mas pedir? Hasta otra.